avión ultraligero

¿Por qué volar en ultraligero?

Aun hoy día mucha gente piensa en los ultraligeros como aquél ala de tela con una barquilla y un motor a la espalda. Pero los ultraligeros han evolucionado y los hay de muchos tipos: pendulares, dos ejes, tres ejes, autogiros... Y cada uno tiene su gracia. Desde la agilidad y vuelo lento de un pendular, a la velocidad de un tres ejes de tercera generación o la capacidad "todocampo" de un STOL

Una vez que has decidido que quieres volar, tienes que preguntarte cómo quieres hacerlo, cuándo, dónde. ¿Tal vez un ala delta?¿Un velero?¿Un parapente?¿Un Paramotor?¿Un ultraligero, cubierto o descubierto? Cada aeronave tiene su propio encanto, sus características por las que merece la pena vivir la experiencia de ser volada.

Nosotros volamos ultraligeros. Nuestros aviones de escuela son Tecnam de tercera generación, metálicos con ala alta, arriostrados. Volamos en una pista de tierra, en vez de en una de asfalto, y nos gusta esa sensación de volver a las pistas de la edad dorada de la aviación. ¿Por qué escogernos?

  • El título de ultraligero es más barato de conseguir que el PPL
  • Como desde que el avión se pone en marcha hasta que despega pasa muy poco tiempo, aprovechas al máximo el tiempo de vuelo
  • A nosotros no nos afecta la subida de tasas de los aeropuertos
  • Un ultraligero es más agil que una avioneta más grande
  • El ultraligero es más barato de comprar y mantener
  • Porque hay muchos campos de vuelo distribuidos en toda la geografía española, y seguramente muchos te cogen más cerca de casa que el tener que ir aun aeródromo "grande"
Es decir, para aquellos que quieren volar por diversión, porque sus pies no pueden estar en el suelo quietos, porque quieren ver paisajes y hacer fotografías, que les guste salir con un amigo, en vez de con la moto a hacer kilómetros, con el avión a dar una vuelta... es la solución más barata que el PPL.
¿Y por qué volar con nosotros? Por el incomparable marco natural, cerca de la sierra, al norte de Madrid, para poder volar. Para revivir la época dorada de la aviación, en una pista de tierra en vez de una de asfalto. Por la cercanía del aeródromo a Madrid, y la facilidad para llegar a él desde la A-1, la M-50 o la M-111, y por qué no decirlo, por el buen ambiente que reina en el Aeródromo Loring

Sin comentarios

Añadir un comentario